28 de junio de 2022

Omega-3: ¿por qué y de qué forma tomarlos?

Sin embargo, con nuestra dieta occidental a menudo consumimos demasiado omega-6 y demasiado poco omega-3. Esto puede causar síntomas desagradables.
Los ácidos grasos, como el omega-3 y el omega-6, son importantes para la salud. Sin embargo, con nuestra dieta occidental a menudo consumimos demasiado omega-6 y demasiado poco omega-3. Esto puede causar síntomas desagradables. De media, obtenemos aproximadamente la mitad del omega-3 necesario. 

En este artículo le explicamos cómo devolver el equilibrio a su cuerpo. También le contamos por qué son tan importantes los ácidos grasos, qué forma se absorbe mejor y a qué debe prestar atención cuando opte por tomar suplementos.

Contenido: 
  • Qué son los ácidos grasos? 
  • Proporción entre omega-3 y omega-6 
  • Absorción de los ácidos grasos o Propiedades saludables 
  • A qué prestar atención al tomar suplementos de ácidos grasos
  • ¿Aceite de pescado, de krill o de algas?
  • Conclusiones 


¿Qué son los ácidos grasos? 

Las grasas contienen ácidos grasos. Los ácidos grasos son indispensables para el organismo. Se necesitan todos los días. El cuerpo los convierte en sustancias que intervienen en las hormonas, en varios sistemas de comunicación y en el sistema inmunitario, entre otras cosas. Hay dos tipos de ácidos grasos: no esenciales y esenciales. El cuerpo produce ácidos grasos no esenciales por sí mismo, mientras que los ácidos grasos esenciales se tienen que obtener de los alimentos. En este artículo vamos a hablar de estos últimos, los ácidos grasos esenciales.


Proporción entre omega-3 y omega-6 

El omega-3 y el omega-6 son ácidos grasos esenciales. Nuestra dieta contiene suficientes ácidos grasos omega-6 (de la carne, los aceites y las grasas vegetales), mientras que la ingesta de ácidos grasos omega-3 (del aceite de linaza, el pescado graso y las algas) es insuficiente. 

Se recomienda consumir omega-3 y omega-6 en una proporción de 1:1-5. Sin embargo, en la dieta occidental tiende a ser más bien de 1:15-25. De media, consumimos entre 75 y 133 mg de omega-3 al día. Este cálculo incluye los suplementos. Los expertos en salud recomiendan consumir 200 mg de omega-3 al día. Esto equivale a una ración de pescado azul a la semana. 

Una proporción alta de omega-6 fomenta la inflamación y las enfermedades inflamatorias, entre otras cosas. Para mantener el equilibrio adecuado, puede ser una buena idea tomar suplementos diarios de ácidos grasos omega-3. 

Resumen: Los ácidos grasos son indispensables. El cuerpo convierte los ácidos grasos en sustancias que intervienen en las hormonas, el sistema inmunitario y varios sistemas de comunicación. Algunos ejemplos de ácidos grasos importantes son el omega-3 y el 6. Comemos demasiado omega-6 y demasiado poco omega-3. Esto puede causar síntomas desagradables.


Absorción de ácidos grasos 

Si el cuerpo quiere absorber omega-3 y -6, primero debe convertirlos. Esto se hace mediante enzimas. Solo hay un problema: ambos ácidos grasos utilizan las mismas enzimas y, por tanto, compiten entre sí. 

El omega-6 gana, por lo que, en casi todos los casos, las enzimas se utilizan para convertir ácidos grasos omega-6 a expensas de la conversión de ácidos grasos omega-3. Para evitar esta laboriosa conversión, al menos en parte, puede optar por ácidos grasos que ya están más avanzados en el proceso de conversión. 

Se lo explicamos de la forma más sencilla posible. Hay varias formas de omega-3, tales como: 
• EPA 
• DHA 
• ALA 
El ALA se encuentra en la linaza, las nueces y el aceite de colza. El EPA y el DHA se encuentran en pescado azul, el krill y las algas. 

El organismo puede generar EPA y DHA a partir de ALA, pero es muy difícil. Por eso es mejor optar por EPA y DHA. Estos dos están más avanzados en el proceso de conversión y, por lo tanto, no compiten tanto con el omega-6.


Propiedades saludables del omega-3 

El omega-3 desempeña varias funciones en el cuerpo. Por ejemplo, una ingesta diaria de 250 mg de EPA y DHA contribuyen al funcionamiento normal del corazón. Además, una ingesta diaria de 250 mg de DHA contribuye a mantener el funcionamiento normal del cerebro y contribuye al mantenimiento de la visión en condiciones normales. 

Resumen: El cuerpo usa las mismas enzimas para convertir el omega-3 y el omega-6, por lo que compiten entre sí. El omega-6 prevalece a expensas de la conversión de omega-3. Para ayudar a su cuerpo en este proceso, es importante tomar más omega-3, preferiblemente en forma de EPA y DHA, porque les afecta menos esta competencia.

A qué prestar atención al tomar un suplemento de omega-3 

Hay un amplio abanico de diferentes tipos y formas de ácidos grasos. Si desea elegir un suplemento, preste atención a los siguientes puntos.

La forma de omega-3: ya hemos descrito antes por qué es mejor elegir omega-3 en forma de EPA y DHA. Estos se absorben mejor. El EPA y el DHA se encuentran en la naturaleza en forma de triglicéridos (pescado y algas) y en forma de fosfolípidos (kril). 

Los suplementos solo suelen contener la forma de éster etílico, y es mejor evitarla. No es la forma en que los ácidos grasos están presentes en la naturaleza, lo que puede reducir su absorción. 

 • La frescura del producto: es importante que el producto tenga un valor Totox inicial bajo. Cuanto más fresco sea el aceite, menor es el valor Totox. Al añadir tocoferoles mixtos naturales (vitamina E), se mantiene bajo el valor Totox y los ácidos grasos conservan su estabilidad y alta calidad. Cuanto más fresco es el aceite, más brillante es el color y menos olor tiene. Además, el aceite fresco no provoca reflujo. 

Sostenibilidad: los productos a base de ácidos grasos certificados por el MSC se obtienen de forma sostenible. El pescado proviene de una pesquería certificada independientemente según los requisitos exigidos por el MSC para considerar una pesquería bien gestionada y sostenible. Así sabrá que todo el proceso es sostenible, desde la pesca hasta el suplemento alimenticio.

También hay diferentes tipos de productos entre los que elegir. A continuación le explicamos brevemente las diferencias, para que pueda elegir la mejor para usted.

¿Aceite de pescado, aceite de krill o aceite de algas? 


Aceite de pescado 

El Aceite de pescado omega-3 MSC de Bonusan es el más adecuado como suplemento básico para quienes comen pescado. Contiene ácidos grasos omega-3 en forma de triglicéridos naturales para una absorción óptima. Un buen suplemento básico de aceite de pescado contiene aceite de pescado en una proporción de 3:2 (EPA:DHA). También hay suplementos con niveles más altos de EPA o DHA. 

 VER LA OFERTA 

Aceite de krill 

El aceite de krill es una fuente de ácidos grasos omega-3 EPA y DHA en forma de fosfolípidos. Aunque hay menos EPA y DHA presentes en el aceite de krill, la estructura especial de los fosfolípidos asegura que los ácidos grasos sean seis veces más absorbibles. Debido a esto, el aceite de krill ayuda a aumentar fácilmente la ingesta diaria de ácidos grasos omega-3. El krill está en la parte inferior de la cadena alimenticia, por lo que es naturalmente pobre en metales pesados y otros contaminantes. Esto reduce el número de pasos de procesamiento necesarios para purificar el aceite. 
Haga clic aquí para ver el Aceite de krill omega-3 MSC de Bonusan

 MÁS INFORMACIÓN 

Aceite de algas 

Si es vegetariano, vegano o si prefiere no comer pescado, puede optar por las algas. Las algas proporcionan una fuente vegetal del ácido graso omega-3 DHA, que el cuerpo absorbe bien. El Aceite de algas omega-3 de Bonusan es una elección sostenible, completamente vegetal y con una baja huella de CO2. 

 VER PRODUCTO 

Productos especiales 

Además de los productos destinados a reponer lo mínimo de ácidos grasos esenciales, hay otros que combinan lo mejor de los ácidos grasos con otros nutrientes sinérgicos. Es decir, nutrientes que se refuerzan entre sí. 

Por ejemplo, tenemos 
el SynOmega-3. Esta es una combinación sinérgica de DHA, colina y vitamina D en forma de emulsión para una fácil administración y una mejor absorción. 

Además de los ácidos grasos omega-3 del aceite de pescado, PrimOmega también contiene omega-6 vegetal en forma de GLA de fácil absorción. Este es un suplemento para todo el espectro de ácidos grasos. 

El aceite de hígado de bacalao Forte MSC en cápsulas blandas fáciles de tragar es el sustituto perfecto de la anticuada y desagradable cucharada de aceite de hígado de bacalao. El aceite de hígado de bacalao Forte MSC proporciona la valiosa combinación de ácidos grasos omega-3 del aceite de pescado, vitamina A y vitamina D3.

Conclusiones 

• Los ácidos grasos, como el omega-3 y el omega-6, son indispensables para el organismo. El cuerpo convierte los ácidos grasos en sustancias que intervienen en las hormonas, varios sistemas de comunicación y el sistema inmunitario. 
• Con nuestra dieta occidental solemos comer demasiado omega-6 y demasiado poco omega-3, lo que puede causar síntomas desagradables. 
• Si desea tomar suplementos de omega-3, opte por EPA y DHA en su forma natural: la forma de triglicéridos o de fosfolípidos. Evite la forma artificial de éster etílico. 
• Al comprar un producto, preste atención a su frescura (valor Totox bajo) y a si tiene un sello de sostenibilidad. 
• Todos los productos de Bonusan contienen EPA y DHA, tienen un valor Totox bajo y llevan el sello MSC. Por lo tanto, los ácidos grasos Bonusan son una opción saludable y, a la vez, sostenible. Haga clic aquí para ver la gama de productos de ácidos grasos.